El rompecabezas financiero: Uniendo todas las piezas

T-4149

April 2017

El rompecabezas financiero: Uniendo todas las piezas


Comentarios como: “Tengo demasiado mes al final del dinero” frecuentemente se dice como un chiste. Pero realmente no hay nada chistoso acerca de no tener suficiente dinero para cubrir las necesidades básicas al final del mes. La mejor manera de obtener el control de las finanzas es establecer un plan y saber cómo manejar los gastos. Planificar los gastos es una práctica financiera que muchos consumidores no saben hacer. Esto genera frustración por el asunto del dinero y del uso excesivo de crédito.

Hay varios pasos que aseguran el éxito y juntan las piezas del rompecabezas financiero. Las hojas de cálculos provistas podrían ayudar a determinar el estado financiero de una familia, la meta financiera que tiene y cómo se podría lograr. Las piezas más importantes del rompecabezas son los ingresos, los gastos, las cuentas reservadas (plazo fijo) y el uso de crédito.

Ingresos: Para averiguar el estado financiero de un individuo, hay que determinar cuánto dinero hay disponible. La hoja de cálculos 1 ayudará a determinar todas las fuentes de ingresos. La fuente de ingreso más común para la mayoría de las familias y personas es el pago por trabajos que hacen fuera de sus casas. Al planificar, use el ingreso neto mensual en lugar del ingreso bruto mensual. Con el ingreso neto, o el dinero que se lleva a casa, ya se han hecho las deducciones correspondientes por muchos gastos. Estas deducciones no se colocan en la hoja de gastos otra vez. Pagos por horas extras y otras fuentes de ingresos que no son ingresos regulares o que no son fiables pueden ser usados como fuentes de ingresos pero no deberían ser incluidos como ingreso neto mensual. Cambios en las condiciones económicas pueden llevar a una reducción brusca en las oportunidades para sobretiempo.

Gastos: Para planificar los gastos, es importante saber en qué se gasta el dinero. Si no se sabe, escriba en qué y cuánto se gasta mensualmente. Esto puede ser tan simple como usar un cuadernito tamaño bolsillo y un lápiz o una computadora con un programa de administración de dinero. Una vez conocido los gastos, se puede empezar a planificar.

Cuando llene la hoja de cálculos de los gastos mensuales (Hoja 2), es importante ser lo más honesto y realista posible. Es natural subestimar los gastos porque hace sentir a la gente que tiene el control. En la columna “cuenta” anote todos los gastos. Cuando la haya completado, si los gastos son muy altos, marque en la columna “ajustes” los gastos que pueden ser cambiados. En la columna “gastos actuales” puede ser usada para anotar los gastos reales de cada mes para determinar que tan exacto han sido estimados los gastos. La columna “gastos periódicos” se usa para ayudar a determinar las cantidades en la cuenta reservada.

Cuenta reservada:  Algunas cuentas son pagadas cada tres meses, cada seis meses, o anualmente, como por ejemplo los seguros de carros y los impuestos a la propiedad. Se necesita guardar aparte dinero para pagar estos gastos periódicos cuando llegue la fecha de pago. La manera más fácil de hacer esto es colocar el dinero que se necesita para pagar las cuentas futuras en una cuenta separada. Tener una cuenta de ahorro ayudará a no tener acceso a ese dinero inmediatamente y se podría ganar los intereses de ese dinero también. Averigüe la cantidad de dinero que realmente necesita para guardar aparte siguiendo las instrucciones dadas  en las hojas de cálculos 2 y 3. Este es el paso más importante en la planificación porque un solo gasto grande anual puede deshacer completamente una planificación de gastos y llevar al uso excesivo de crédito.

El uso de crédito: Hay muchas ventajas usando crédito si se usa sabiamente. El mal uso del crédito puede ser muy costoso. Los educadores de finanzas recomiendan que no se debería gastar más del 15% de los ingresos neto mensual en pagos de créditos. Por ejemplo, un hogar con ingresos neto mensuales de $3000 pagando más de $450 mensuales en tarjeta de crédito es probable que vaya a tener problemas. Esta cantidad no incluye los pagos de vivienda. Use la hoja de cálculo 4 para determinar si el uso de crédito cabe dentro de estas guías.

Armando las piezas: Poner todo por escrito es sólo el primer paso. Lleva tiempo hacer los ajustes que harán que todas las piezas encajen. Una vez finalizada la planificación, cambios en los hábitos financieros puedan que sean necesarios. Estos cambios toman tiempo y energía. Pueden Ayudar a recordar cuáles son las metas y que bien se siente uno en alcanzarlas. Para más información de cómo administrar el dinero y otros recursos, por favor, visite la página web: www.osufacts.okstate.edu

Hoja 1

Hoja 2

Hoja 3

Hoja 4

 

Sissy R. Osteen, Ph.D., CFP®

Profesor Asociado

Especialista en Manejo de Recursos

DASNR Extension Research CASNR
OCES  Contact
OCES
139 Agricultural Hall
Oklahoma State University
Stillwater, OK 74078
OKLAHOMA STATE UNIVERSITY